Chile ayuda a Chile

Chile ayuda a Chile

martes, mayo 06, 2008

REFERENDO EN SANTA CRUZ. LA BÚSQUEDA DE AUTONOMÍA

Santa Cruz, una ciudad y departamento de Bolivia al cual si uno va, siente que sale de Bolivia y entra a otro país, sensación que a uno le queda por dos motivos: siempre vemos en los medios una Bolivia más andina, representada por su capital, La Paz. El sesgo se alimenta porque la mayoría de los viajeros visita sólo esa parte de tan interesante y diverso país. Otra razón para sentir el fuerte cambio es que uno suele llegar a la Paz, y de ahí se visitan los demás departamentos (salvo que uno entre por Argentina o por Brasil, por tierra). La diferencia de Santa Cruz en un principio sorprende: estereotipo distinto, acento distinto, la lógica de la ciudad es distinta, se ve harto recurso monetario, es una ciudad plana, de clima tropical, con la selva cerquita. Un lugar sin duda interesante de visitar.

Mica, una amiga y colega boliviana, me comentaba – y pienso que su opinión es bien confiable – que una parte muy importante de la población de esa ciudad está compuesta por inmigrantes, extranjeros y sorprendentemente muchos paceños. Lo más curioso es que son los inmigrantes los responsables de la prosperidad económica de ese departamento.

Hace tiempo que vengo escuchando acerca de la petición de autonomía del departamento de Santa Cruz. La autonomía es, en esa zona, hace tiempo una bandera de batalla. Sin embargo, no es algo exclusivo de esa zona pese a ser la ciudad de Santa Cruz el lugar emblemático de esta demanda. Cuando viaje a Bolivia – aprovecho de sacar pica – vi, por un lado, que el tema está muy presente, y por otro, que en los demás departamentos existe una sensación de estar “dominados” por el departamento de La Paz.

El referendo muestra, a mi parecer, una situación en que el sentimiento de deseo de autonomía se ha incrementado de manera importante. A mi juicio, ello se debería al gobierno de Evo Morales, y su insistencia en imponer por la fuerza temas como el indigenismo. Se trata de un gobierno que busca controlar todo desde el Estado, fortaleciéndolo, y al parecer, castiga el emprendimiento individual, la creación de empresa. Políticas que se hacen en nombre de la población indígena.

Más que una cuestión identitaria, creo que el deseo de autonomía es un asunto de política y economía. Más que un asunto del departamento, sospecho que se trata de intereses económicos de grandes empresarios, o bien, de todo aquel que vea dificultades con el gobierno actual, de desenvolverse en una economía de mercado. Pues, es esa la principal diferencia, entre Morales y los autonomistas, pienso yo: por un lado, tenemos a Evo Morales, una mezcla de reivindicación indígena y vieja izquierda, un producto de la situación de parte considerable de la sociedad boliviana, realidad que no se refleja – o se esconde muy bien – en la ciudad de Santa Cruz (pues en otros pueblos de dicho departamento se ve una pobreza que a la vista superficial del viajero es similar a la de pueblos de otros departamentos del país). La autonomía es una buena herramienta para que los intereses económicos de dicho departamento (y eventualmente, toda la zona que busca autonomía) genere las propias regulaciones económicas que más le acomoden. Quizás esto mismo explique la alta abstención e las urnas.

Santa Cruz es el departamento que más ingresos genera en Bolivia (más del 30% del PIB), por lo cual no es raro que quieran más control sobre dichos ingresos. Pero ¿es factible que un gobierno central acepte dicha autonomía cuyo costo es la dificultad de atender las necesidades de departamentos más pobres en el país? Una descentralización semejante del poder implica posiblemente un importante cambio en el mapa político del país. Las diferencias generarían, por una parte, mayor dificultad de gobernar sectores más empobrecidos en los que, si la presencia del Estado disminuye, pierde este legitimidad, al mismo tiempo que el gobierno central la perdería en un departamento donde no sólo las lógicas de convivencia sociales e ideas o proyectos de sociedad son, ahora más que nunca, tan distintos, sino que además, el nuevo escenario supondría una independencia económica que hace del gobierno central algo innecesario, algo de lo que se puede ser independiente y negociar con más fuerza.

Dado lo anterior, en Bolivia la situación es delicada. Conceder autonomías implica cambiar radicalmente la política del Estado, implicaría para el proyecto político de Evo Morales, una situación donde éste se hace probablemente inviable. Conceder autonomía supone renunciar al proyecto político social que el actual gobierno tiene y que – junto con sus seguidores – no duda en imponer, incluso con medidas tan represivas como las que dicen despreciar.

Sin duda, más que una cuestión de institucionalidad y manejo formal del poder, lo que está en juego en Bolivia es el redefinir la forma de hacer política desde el Estado, redefinir, tanto en el aspecto concreto de las posibilidades reales que tendría como en una mirada abstracta del país, su orden interno y vinculación con el mundo, el rol del Estado. Y eso, dudo mucho que Morales y su bando estén dispuestos a cambiar, lo cual explica que el gobierno central recurra a todo lo posible (apoyo de la OEA, etc.) y no quiera reconocer la legalidad de la votación del domingo 4 de Mayo de 2008.


Nota: la fotografía es mía. Corresponde a Samaipata, a la plaza del centro. Samaipata es un pueblito cerca de Santa Cruz.

9 comentarios:

Marcos dijo...

Por una cuestión de falta de tiempo no he podido pasar a sus blog a leerles. Apeas pueda prometo hacerlo, por ahora m disculpo. Gracias por sus comentarios en las anteriores post.

Clo dijo...

¡Que buen tema! Es algo complejo tomar una posición frente a un asunto como este. Espero en Dios que prime el bien del pueblo boliviano.

D _ _ _ _ o dijo...

Hola Marcos.

No manejo más antecedentes de este "conflicto" fuera de los que mencionas. No me atrevo a hacer un análisis más fino del asunto, por lo que me limitaré a comentar en función de supuestos.

La autonomía económica va de la mano de muchas condiciones. Efectivamente puede ser un sector productivo, pero eso no asegura la estabilidad y un colchón necesarios para proteger un país. Hay una inercia con cosas prácticas, como el uso de la misma moneda, mercados comunes (bolsa de valores por ejemplo), mismas vías de comercialización, en fin, una larga lista en que por más que sean autónomos, no podrían desprenderse fácilmente. En pocas palabras hay un costo social y privado altísimo.

Un antecedente clave que no manejo es si existe un trato discriminatorio al generar gran porcentaje del PIB. Mientras las leyes y la aplicación de impuestos sea pareja para todos por lo menos es justo.

Sobre qué lado rema Evo Morales y cía, bueno cada quien con su ideales y prefiero no hilar porque da para mucho.

Cuídece.

Saludos

cristian dijo...

Viva Santa Cruz, firme contra la prepotencia socialista de Evo Morales !!

Yayo Salva dijo...

He aprendido mucho con tu análisis. En realidad desconocía el tema. El problema de los desequilibrios regionales de las rentas es que, llegado un momento, las regiones más ricas se cansan de tirar del carro de la nación. En España tenemos algunos ejemplos. Sin embargo, esa postura de abogar por que la renta generada en una región rica se quede en su maynor parte en dicha región no acaba de ser justa porque hay algo que se llama solidaridad nacional, en la que creo firmemente.

Anónimo dijo...

Kollita al habla!! Bueno tengo la sensación de q todo el mundo puede tener más interés del q tengo yo respecto a lo q pasó en Santa Cruz, así q no sé cuan confiable puedo ser en el tema pero voy a intentar comentar un poco cosas concretas de lo q escribes.
Puedo empezar diciendo que el efecto de la inmigración en Santa Cruz es algo que ni ellos mismos pueden negar…pero estratégicamente lo han sabido manejar muy bien.
El tema de los extranjeros…es algo q se menciona bastante, pero no tengo idea si cuantitativamente son numerosos…lo q es importante (y a lo q hacía referencia cuando hablábamos del tema) es que su presencia es influyente, por ejemplo el grupo de croatas q al parecer son parte del Comité Cívico de Santa Cruz abanderados de la autonómica, los dueños del canal de televisión más pro autonomista, opositor, sensacionalista, mediocre del país son chilenos, los dueños con mayor extensión de tierras productivas son extranjeros sobre todo brasileños), es decir, no sé si hay pocos o muchos extranjeros en el oriente, lo q si se siente es su influencia en la coyuntura.

¿Insistencia de Evo en imponer por la fuerza temas como el indigenismo?
mmm…creo q tengo serios problemas con esa afirmación “el problema del indio” no es algo q Evo quiera imponernos, es una realidad que se esta develando a través de un proceso mucho mayor al de EVO PRESIDENTE, proceso que atañe a todo el territorio sobre el que esta la llamada Bolivia y Evo Morales viene a ser simplemente un símbolo de una desviación del proceso, dejando de lado lo q podía ser una lucha del indio. Es importante pensar que en el oriente también hay indígenas (esto también te lo dije) claro que como movimiento social están muchísimo más conflictuados y divididos por lo que se los siente menos políticamente, pero su existencia no se la puede negar ¿el discurso autonomista ha llegado a interpelarlos? No! Creo q ni siquiera lo ha intentado.

¿Evo Castiga el emprendimiento individual?
Creo q su falta de capacidad administrativa y política no llega ni a eso…

Respecto a la problemática identitaria…creo q antes ya te lo había mencionado, pero yo creo el problema si pasa por el tema de identidades y obviamente por la insípida e inexistente construcción de una nación boliviana q genere colectividad, me explico: para mí evidentemente la bandera de la lucha la llevan pequeños grupos elitistas, pero ¿tienen apoyo de la población del “pueblo”? Sí, o por lo menos eso dice su referéndum. ¿Porque tendrían apoyo popular? Porque el discurso al q apelan sus dirigentes, lideres, prefecto o lo q sean, además de administrar sus propios recursos, se apela a ese andinocentrismo que ellos desprecian y q caracterizaría a Bolivia, por lo que se exalta la identidad cruceña u oriental, esa exaltación conlleva a posiciones estúpidamente esencialistas de indios y blancos…estupido! Ojo que al rescatar lo identitario y la fragilidad de la “nación” estoy destacando que eso sería a nivel discursivo, pero evidentemente no puedo negar la primacía de lo económico en los intereses de su autonomía.
¿Qué pasaría con lo migrantes de otras regiones que se asentaron en Santa Cruz? (ojo q son de muchas partes del país) Al parecer ese discurso no andinocentrista si los interpela…supongo q tendrá algo de verdad la idea de que “el colla acambado (persona de la parte andina que migra a Santa Cruz) se vuelve más racista q el mismo camba!! (camba es el de la región de la parte oriental)…Con el perdón de utilizar el término de raza que obviamente es inutilizable en esta época…o por lo menos eso creo yo!
¿Redefinir la forma de hacer política desde el Estado?
No lo sé, ojo q un proceso de descentralización y participación popular ya tuvimos…y seguimos viviendo las consecuencias de eso…
… eso se me ocurre por ahora…
Ahhh respecto al último comentario de creo q el asunto de la solidaridad nacional pasa por la construcción de na identidad nacional... cosa inexistente...tonss
Hasta la próxima
Chau!

Alberto dijo...

En su día hablé del populismo que recorre Latinoamérica, sobre todo de la mano de Chavéz, Morales, Castro y Correa. Bolivia se enfrenta ahora mismo a sus políticas neopopulistas y sus consencuencias, al intento de imponer el indigenismo cuando es algo que no debe imponerse, pues como toda herencia cultural, debe reconocerse pero nunca implantarse a la fuerza.

Bolivia necesita de un gestor primero que entienda como va la economía mundial (no de un pelele en manos de un dictador como es Chavez), y sobre todo de una persona que vea Latinoamerica como un gran mercado único.

La situación geográfica boliviana es perfecta para convertirse en un centro neurálgico de la actividad económica latinoamericana si sabe aprovechar las oportunidades que se le presentan, pues pocos países pueden decir que tener frontera con Chile, Argentina, Perú, Brasil, economías dinámicas del subcontinente.

Posee grandes reservas naturales energéticas que debe saber explotar y sobre todo, su riqueza como país turístico, debido a su situación, Bolivia debería ser uno de los destinos turísticos preferidos de sus vecinos.

Ante un mal gestor, sólo tenemos problemas y más problemas, y esta excicisión en la sociedad boliviana sólo puede llevarles a un enfrentamiento que no lleve a buen puerto.

Marcos dijo...

Hola a todos!

Primero me disculpo por no responderles individualmente. Y aprovecho de mandarles mis saludos y agradecer a todos por escribir en este espacio

Sugiero, a quienes no han leído, el comentario que aparece como anónimo, que en parte corrige algunas cosas en las que pude ser impreciso.

Los comentarios que me han hecho me sugieren algunas cosas, que aquí aprovecho de comentar.

la autonomía supone desafíos muy complicados de sobrellevar y un costo altísimo, como señala D____o, por otro lado, "La situación geográfica boliviana es perfecta para convertirse en un centro neurálgico de la actividad económica latinoamericana si sabe aprovechar las oportunidades que se le presentan" de acuerdo con lo que dice Alberto.

Entonces ¿Qué actor puede tener interés en infuir en lo que ahí ocurre? Brasil, la mayor economñia de sudamérica, que hace rato que tiene ganas de salir al pacífico. Recuerdo que Felipe, un amigo (y con quien compartí parte del viaje a Bolivia), me hizo ver, mientras mirábamos un mapa de Bolivia que compramos allá que las carreteras brasileñas estaban pavimentadas. Aquí entra, posiblemente, el tema de la salida al mar en escena.

Brasil puede querer salir al pacífico. ¿Le conviene autonomía del oriente boliviano? No lo sé en realidad. Solo veo que - ya haciendo política ficción - en caso de separarse del resto de Bolivia, esa hipotética nueva nación camba quedaría bajo el dominio carioca, quizás con la sonrisa de los intereses económicos de esos departamentos. Sin embargo, un Estado boliviano más débil puede suponer menos posibilidad de negociar con el Estado chileno una salida al mar, lo que sopla en dirección contraria al interés brasileño de salir al pacífico. Independiente de como pueda afectar ello a intereses del stado Brasileño, creo que a éste, el asunto de la autonomía de las regiones no pasa indiferente. Muy a mi pesar, no he tenido tiempo de averiguar la postura de Brasil al respecto.

Respecto al problema identitario al que hace referencia Kollita (la anónima), esa reacción racista y hostil del colla acambado no sería cosa para sorpenderse. En todas aprtes encontramos que cuando una política o circunstancia favorece a una "categoría" de individuos, los que formaban parte de esa "categoría", o clase, hacen lo imposible porque ese pasado se olvide, e intentan que quienes responden ahora a la "categoría" de la que ellos formaban parte no lleguen a ningún lado, no amenacen su bienestar y no hagan recordar su verdadero origen. Seguramente el colla acambado hace lo imposible porque nadie sepa su pasado. Tampoco es extraño que no apelen al indígena, puesto que el indígena es, en cierto modo, emblema de una forma de hacer política, cuya principal cara es Evo Morales.

Comparto lo que dice Yayo respecto de la solidaridad nacional, sin embargo, como dice Kollita (no conocía ese apodo tuyo) cuando no hay identidad nacional, claramente no hay solidaridad nacional. Por otro lado, ante la falta de un ideal común, es normal que el apoyo se logre mediante la oferta de mejorar el bienestar individual, oferta que hace que se olvide la existencia de un otro humano, convirtiendo a los demás como datos que representan obstáculos para el interés personal. Es decir, si a un sujeto pobre se le dice que su situación es mala porque la plata que se podría gastar en él se gasta en un otro que nada tiene que ver con él... está diciendo... ya sabemos como reccionará.

El tema es muy interesante, da para mucho. Mica, me alegra haber tenido cometario tuyo.

Saludos a todos y que estén muy bien.

Aristóteles dijo...

Amigo mío:

Yo te agradezco el paseo,... La cultura y la sociedad que has presentado; un buen texto el tuyo. En cuestiones de política... Ni hablar, mejor cierro la boca.

Oye, felicidades por tu blog, siempre has tenido buenos comentarios... Deberías de escribir más seguido... jajaja.

Animo con la tesis... Nos leemos en el "msn".

Un abrazo