Chile ayuda a Chile

Chile ayuda a Chile

miércoles, octubre 11, 2006

ELECCIONES DE MIEMBRO NO PERMANENTE DEL CONSEJO DE SEGURIDAD DE LA ONU

El día 16 de Octubre de este año se vota qué país latinoamericano ocupará el puesto que a fines de Diciembre de este año deja libre Argentina. América Latina tiene derecho a ocupar dos de los 10 puestos de miembros no permanentes del Consejo de seguridad. Para ganar el puesto, la nación que postula debe tener 2/3 del total de votos de la asamblea compuesta por 192 miembros, es decir, tiene que conseguir 128 puestos.

Si lo que se elige es un miembro no permanente en el consejo de seguridad de la ONU ¿Por qué tanto revuelo? Se preguntan algunos. La verdad de las cosas es que se trata de una decisión muy importante. Repasemos algunos hechos varios:

Conflicto por el programa nuclear de Irán: La polémica se reinició hace más de un año ya con la decisión del gobierno iraní de reiniciar el enriquecimiento de uranio. El gobierno de Irán afirma que la energía nuclear será usada con fines pacíficos mientras que EE.UU. y amigos afirman lo contrario. Algunos han planteado un posible ataque militar a Irán por parte de EE.UU. (una estupidez) pero el gobierno de la potencia ha negado esa alternativa oficialmente. Aquí debemos recordar que Rusia y China se han planteado a favor de la negociación mientras que EE.UU. se ha opuesto y promueve las sanciones económicas (1).

Oportunismo de Corea del Norte: el gobierno de esa nación y su dictador medio loco siempre han sido un problema. Tanto en la invasión de EE.UU. A Irak como ahora con el asunto del programa nuclear iraní, el gobierno de Corea del Norte ha amenazado con reactivar o continuar su respectivo programa de enriquecimiento de uranio, con la diferencia que no tiene ninguna vergüenza en señalar que es para crear armas. De este modo no ha dudado lanzar misiles al mar de Japón dando una muestra del alcance que pueden tener sus ataques, y ya ha comenzado con sus pruebas nucleares.

Conflicto entre Israel y Hezbolá: Otro acontecimiento preocupante del último tiempo, que requiere resoluciones a corto plazo, y que se suma al conflicto constante entre Palestina y Israel. Vemos como pese a parar ay el fuego entre ambas milicias aun se hacen declaraciones odiosas – desde ambas partes – que dificultan una buena solución.

¿Qué postura debe adquirir Chile?

Las opciones que tiene Chile (2) son Guatemala y Venezuela. La gran mayoría de los países ha señalado cual va a ser su decisión. Chile no, lo cual ha sido un error ya que ahora es susceptible de presiones. Cada una de las naciones cuenta con diversos apoyos lo cual podría hacer pensar en una elección reñida.

Maquiavelo, en El Principe, señalaba que en caso de dos países que entren en guerra, lo peor que puede hacer un estado es permanecer neutral. Sin duda lo que aquí tenemos no es una guerra sino tan sólo una elección, pero sospecho que Maquiavelo quería decir también que siempre es necesario tener una política internacional y una disposición a asumir los costos que implica dicha política. La ausencia de una política internacional claramente definida por parte de nuestra nación nos juega una vez más en contra, en una elección que se presenta complicada.

La elección es complicada ya que se ha cubierto de argumentos y razones ideológicas que tiran en una u otra dirección. Y es que la contingencia en este momento hace que la elección sea particularmente importante. El gobierno de Corea del Norte está hostigando hoy al mundo con sus pruebas nucleares (como ya lo han hecho otros que cuentan con esos “juguetes”) lo cual hace el tema más complejo. Por otra parte están los intereses del país, pero en este aspecto Chile gana y pierde harto sea cual sea la decisión que tome.

En mi opinión personal, no tengo idea por quién se debiera votar. Por un lado una Guatemala muy sensible a los intereses de EE.UU. que no ha dudado en el pasado en no reconocer la legitimidad de este organismo como mediador de conflictos (aunque ya se vio que esa gracia le ha traído costos) y una Venezuela con Hugo Chavez, sujeto y partidarios que a nadie dan confianza, orientando su política en función de oponerse a EE.UU. sin importar lo absurdo de sus acciones. El asunto me supera así que no puedo hacer más que plantear el tema.

Bueno, sea como sea, se trata de una decisión de Estado y debe adoptarse como tal.

Les invito a votar en la encuesta que está a un costado.

Notas:
(1) que por cierto las sufren los pueblos, nunca sus gobernantes, que son los que toman las decisiones.
(2) Nación que ha formado parte del Consejo de Seguridad como miembro no permanente en los periodos: 1952 – 1953, 1961 – 1962, 1996 – 1997, 2003 – 2004.

8 comentarios:

eggy dijo...

Ya lo creo que es una elección difícil, bien claro lo has dejado.
Yo tampoco sabría a quien votar, pero me parece que hay que tener en cuenta que, sea cual sea el que entre, su rol se va a limitar a ser funcional a las potencias que son miembros permanentes, y en ese aspecto creo que sería más interesante un país que sume un poco de oposición a EEUU; está claro que la idea de una oposición no es estar en desacuerdo porque sí, sino argumentar el discenso y llegar a un acuerdo en lo posible. El gobierno de Chavez no garantiza, bajo ningun aspecto, que se pueda transformar en una oposición seria, así que la decisión, independientemente de opiniones, es por demás complicada.
Saludos!!

Alberto dijo...

Mi honestidad me obliga a decir que como no chileno, soy consciente de que mi opinión no es más que eso, mi humilde opinión y que son ustedes, los chilenos, quienes deben elegir su decisión. Sin embargo, debiendo escoger entre Guatemala y Venezuela, yo me inclino por Guatemala, Hugo Chavez no debería recibir más publicidad de la que ya tienen en el escenario internacional, me parece un político tan peligroso a largo plazo, que pensar que tienen cierto grado de influencia en el aspecto internacional me asusta. Sobre todo cuando se reune con Irán, una posible potencia nuclear , que no haría más que traer más inestabilidad a una zona ya de por sí muy peligrosa.

Además, la política anti-imperial del presidente venezolano es irreal, perniciosa y fuera de lugar.

Pero como ya he dicho, son mis opiniones y la decisión es de su gobierno.

Un saludo desde España.

Yayo Salva dijo...

La ONU es una merienda de negros. Sólo pintan los "gordos". Lo demás es puro teatro, desgraciadamente. Es un asunto que no consigo tomarme en serio. Un abrazo.

Boz dijo...

politica abstencionista

donde se ah visto?

q voto mas cobarde y mediocre.

el q no salta es DC
el q no salta es DC

slau2

Cesar Jure Cid dijo...

complicado, te felicito por haber expuesto el tema, creo que el voto de abstinencia, refleja la actual realidad que el pais vive, por un lado no vota por guatemala por que los socialistas históricos no pueden apoyar a los EE.UU por el otro extremo venezuela es populismo barato, la brujula politica en este pais se perdió, las disputas politicas son de caracter moral y no ideológico, este voto lo denomino como un "nunca quedas mal con nadie" recordando a los prisioneros, un voto que aisla aun mas a chile america Latina que pena, ahora ¿que es la ONU?, un espacio de resolucion de conflictos? o bien una anquilosada forma de mostrar el poder?, en Palestina mueren decenas de niños diariamente, mientras Israel paga becas a profesionales chilenos para limpiar el nombre del pais...disculpa me fui del tema...cuidate y disculpa por no haberte comentado antes, saludos de temuco

Aristóteles dijo...

¡Chuta! Precisamente acabo de leer esta noticia en otro blog... Marcos, verdaderamente "yo solo sé que no sé nada"... jejeje.

De lo que estoy seguro es de que "el respeto al derecho ajeno es la paz".

Ya estamos de regreso.
Abrazos.

La hormiguita dijo...

Está claro. Hay temas muy calientes en la mesa. Y no es que nos guste o no alguno de los candidatos, sino que se trata de un voto deliberado a la luz de los intereses de cada país.

Excelente resumen.
Saludos!

Marcos dijo...

Hola a Todos. Les agradezco las visitas y comentarios y me disculpo por no respoonderle a cada uno como corresponde. El voto ya fue la abstención, y es de esperar que la peor decisión de todas, el abstenerse de tener una política internaciopnal definida y clara, no afecte demasiado a nuestra nación.

Que estén muy bien