Chile ayuda a Chile

Chile ayuda a Chile

sábado, agosto 05, 2006

SALUD DE FIDEL CASTRO Y LA DICTADURA EN CUBA


Hace pocos días en los noticieros se ha señalado que Fidel cedió temporalmente el poder a su hermano Raúl Castro debido a que tenia que someterse a una operación de alto riesgo (detalles de la enfermedad y la operación no tengo). En Miami, los disidentes que han escapado de la isla celebraban felices, algunos con la esperanza de que estuviese muerto. Un par de días después seguramente cesaron los festejos cuando se emite un anuncio, supuestamente de F. Castro, diciendo que se encuentra estable y que “no se preocupe el pueblo cubano”. Más allá del hecho anecdótico de la muestra de nepotismo del líder cubano, queda instalada la pregunta de si se acabaría la dictadura con la muerte de Castro, o si sería al menos el comienzo de su fin.

Pensar que con la muerte de F. Castro, la dictadura llegaría a su fin me parece demasiado optimista. Se trata de un sujeto que ha encabezado el Partido Comunista cubano y las FF.AA. de esa nación por cerca de 47 años. Un gobierno basado en el carisma no dura tanto. Weber nos señala que una dominación carismática acaba por rutinizarse, generar un sistema y burocracia que reproduzca por si mismo lo que antes hacía el líder carismático. Seguramente es eso lo que ha ocurrido con la política cubana.

Fidel es un símbolo. Esto no significa que por si mismo no tenga poder, sino todo lo contrario. Pero pienso que lo más probable es que encabece un sistema de dominación y gobierno creado por él y sus asesores, una burocracia que pueda adaptarse a su muerte, aunque ese hecho pueda significar una importante pérdida de poder y legitimidad del régimen mismo.

¿Qué puede hacer pensar que la dictadura responde a un sistema o aparataje político en vez de tan sólo a la persona de F. Castro? Entre las razones se encuentran las siguientes.
· 47 años de gobierno hacen pensar que la dominación ya pasó el estado de carisma personal y se consolido como una forma de hacer las cosas rutinaria y de lógica propia e independiente de los actores y personas.
· Sólo un sistema de organización puede hacer frente a un bloqueo económico como el que EE.UU. ha impuesto sobre la nación cubana por tantos años. Esto no sería posible por mucho tiempo para un sujeto o un grupo de personas.
· El actual sistema político no permite la conformación de grupos disidentes que pueda consolidarse como alternativa al régimen en caso de que desapareciera Fidel.

Dado lo anterior ¿Qué ocurriría tras la muerte de Fidel Castro? A vuelo de pájaro podemos lanzar tentativamente algunas especulaciones con cara de predicción (algo bastante osado de todas formas):
· Así como ocurría con muchos pueblos en el pasado, la ideología puede hacer de Fidel una leyenda. De este modo, el dictador podría conservar su poder “después de muerto”, influencia ideológica y legendaria que sería administrada por los dueños de la Revolución.
· Se trata de un país cuya historia no conoce la democracia, por lo cual un sistema político democrático fundante sería difícil de establecer. Es posible que si se instalara una democracia política, tendría tantos enclaves autoritarios (1) que el cambio sería de forma y no de contenido.
· Consolidación del nepotismo u otras vías no democráticas de transmisión del poder basadas en el sistema de dominación establecido en la isla durante los 47 años de gobierno y que favorece a una suerte de casta política privilegiada.

Nunca debemos olvidar que todo revolucionario se vuelve conservador cuando consigue su objetivo. Y ni Castro ni los castristas harán nada para que lo obtenido por la revolución cambie. Por lo tanto, el hecho de que la salud se deteriore no tiene por qué despertar ilusiones de transición, democracia ni nada parecido. Son otras las vías de cambio que necesita un país que ha vivido bajo una dictadura tan larga, vías que no pasan por la muerte de un hombre, por importante que este sea, sino más bien caminos que pasan por el nacimiento y fortalecimiento de voluntades.



Notas
(1) en términos del sociólogo chileno M. A. Garretón.

Imagenes: badera cuba, en esta página; foto de Castro, aquí

16 comentarios:

Bubísima dijo...

yo si creo que la dictadura llegará a su fin, seguirá Raúl Castro, pero segura estoy que se cometerá un golpe de estado financiado y dirigido por E.U.A donde éstos "sugieran" el siguiente mandatario dentro de una república, como ha sido el caso de otros países de Latinoamérica. yo si lamentaré la muerte de F. Castro, no porque vaya de acuerdo con sus políticas (los radicales nunca son buenos para el pueblo) sino porque se va uno que le escupe a Bush.

saludos...

claraoscura dijo...

Estoy de acuerdo con tu opiniòn, creo que el comunismo en cuba ya se ha vuelto una costumbre, por lo mismo el pueblo asi la acoge, pero quizàs sea la figura de Fidel la que admiran y no su forma de gobernar.

saludos
interesante lo que escribes.

vivi dijo...

Creo que el pueblo cubano esta acostumbrado...ya no les molesta su sistema,como sucede siempre uno se termina acostumbrandoa todo...

Si Fidel muere no creo que del pueblo nazca la iniciativa de querer democracia...ellos viven"bien" asi...pero EEUU ta debe estar urdiendo estrategias para intervenir una vez que Fidel muera...

Y al igual que tu creo que Fidel paso a ser una leyenda...

Patricio Padilla Navarro dijo...

Quizás por el sesgo de algunos periodistas, por no decir del periodismo, sin quitar la inmensa figura de Fidel Castro, son las que hacen apuntar los ojos solo a una persona cuano en realidad como bien dices, tanto tiempo en el poder implica ya una coordinación de acciones mayor a la de un solo individuo.

Me asusta el papel de EEUU eso sí, los "pacos del mundo" andan con todas las ganas de dejar las cosas como ellos quieren y eso si que es de temer.

respectoa los links en los comentarios no faltaba más, mira en vez de darte un ejemplo mejor anda a tu panel de control donde escribes los post, y escribe un link de alguna página que quieras linkear, luego anda a la opción de HTML y verás la "radiografía" del link. Luego copias todo el html tal cual y lo pegas en el coment: igual que hacer un link en los post.
Recomendación: escribe todo el cometario en la hoja de post, escribes los links y luego copias todo el coment, en formato HTML y lo pegas como comentario, bueno si tienes dudas me dices.

Alvaro Román C. dijo...

Me ha dado por imaginar que al primer síntoma de inestabilidad tras la muerte/renuncia de Fidel Castro se va a llamar a una fuerza internacional para hacer democracia, sacándola de los cascos.

Eso sí, esto es especulación irresponsable y escasamente reflexiva.

Saludos.

Rocío dijo...

Genial artículo Marcos. Tampoco yo creo que con la muerte de Fidel se acabara la dictadura en Cuba. Los que mayor fuerza le darían a la democracia precisamente están fuera del país...

Alberto dijo...

Personalmente espero que Cuba por fin tenga la democracia y el desarrollo económico y social que se merece.
Un saludo desde España

Filos en Mundo de Sofía dijo...

Supongo que un cambio al mundo no le vendría mal, además creo que ya fue suficiente de eso para cuba, que ahora despues de que este imperio termine, comienza a provar que es lo mejor para su pais.

Saludos.

Elva*

La hormiguita dijo...

Está claro. Los años tienen que haber creado una estructura de poder bastante sólida. Es difícil hacer pronósticos, por lo que habrá que ir observando las cosas momento a momento.
Saludos.

Marcos dijo...

Hola a todos los que han comentado.

Norma, Patricio, Vivi, e indirectamente Álvaro advierten algo que es claramente esperable, la intervención del gobierno de EE.UU. Pero no estoy de acuerdo con Norma respecto a la muerte de Fidel, pues me parece que su muerte le haría bien a un pueblo que paga con demasiada opresión los escupos que le pueda lanzar Fidel a Bush (sea como este sujeto sea), lo que si es claro, como dice Norma, que el gobierno de EE.UU. buscaría intervenir como lo ha hecho a lo largo de la historia de nuestro continente.

Gracias Karmen por tu comentario, me alegra que te parezca interesante lo que escribo aquí. Respecto a la admiración por Fidel que mencionas, yo creo que es uno de los símbolos o pilares ideológicos que sustentan el sistema de dominación política y social existente en esa nación, establecido por la “revolución”.

Vivi, comparto contigo la opinión respecto a que es difícil que salgan iniciativas de democracia. Las iniciativas siempre serán abortadas por las formas de dominación que se han instalados en 47 años de dictadura en la isla.

Patricio, estoy plenamente de acuerdo contigo en lo que manifiestas respecto al periodismo. Respecto al papel de los “pacos del mundo” que suelen hacer mucha vista gorda cuando se trata de lugares que no le interesan mayormente (nunca les ha molestado la existencias de genocidios como el de Ruanda a fines de la década pasada, ni los conflictos y dictaduras que sufren diversos países africanos), también comparto que es algo que da para mirar con desconfiada atención pues, como anotaba Norma, se puede repetir lo que ya ha ocurrido en otros países en América Latina. Muchas gracias Patricio por tu explicación de cómo incluir vínculos en la sección comentarios, cuando tenga oportunidad, la pondré en práctica

Álvaro, me parece que lo que planteas no es tan descabellado. Más que mal, la invasión a Irak se justificó ideológicamente con la idea de derribar a un dictador que llevaba un régimen opresor.

Rocío, me alegra que te haya gustado mi artículo, gracias por tu comentario alentador. Lo que señalas es sumamente importante. La intolerancia del régimen ha llevado a muchos a huir de Cuba. A raíz de lo que señalas pienso que se podría pensar (aunque creo que hay que darle más vueltas) que esa es una de las circunstancias que ha llevado a que se polarice más esta situación y distanciamiento entre los gobiernos de EE.UU. y Cuba, que son los que han mantenido siempre más roces en este tema.

Alberto, yo espero lo mismo que tú. Ojalá lleguen en algún momento a tener una democracia y desarrollo económico como corresponde, y es de esperar que no llegue nadie de afuera a intervenir ese desarrollo para sus propios intereses.

Elva, estoy completamente de acuerdo contigo, l que ha tenido el pueblo cubano es más que suficiente, y ojalá tengan la oportunidad de dar con lo que es mejor para ellos, o al menos equivocarse por si mismos en vez de cargar con las decisiones de una casta política que se ha apernado en el poder.

Hormiguita, es muy cierto lo que dices respecto a que las cosas hay que observarlas momento a momento. Esperemos a ver qué nos dicen los hechos, esperando que sea lo mejor para Cuba.

Muchas gracias a todos por sus comentarios.

Libertad dijo...

La verdad es has expuesto el tema perfectamente. A mí personalmente no me gustan las dictaduras, de ninguna clase, pero tampoco tengo los conocimientos suficientes de política (ni los tendré) para argumentar un futuro que me parece incierto.
Los cubanos se alegran, en general. Eso es lo importante. Si ellos son más felices con un cambio, pues que así sea y que lo sepan aprovechar y luchar por sus libertades.

Un beso desde donde soplan aires de libertad.

eggy dijo...

Tengo que decirte que no estoy tan de acuerdo con lo que lei, pero también tengo que reconocer que ha sido una exposición brillante: clara, directa, no deja lugar a segundas lecturas. En fin, es un gusto disentir con alguien que tiene tal nivel para presentar su pensamiento. Felicitaciones por eso, y será un gusto pasar más seguido por aquí.

Jubal dijo...

Interesante refexión la que planteas en este artículo. Desgraciadamente la historia nos demuestra que la libertad, no ya la democracia, casi siempre ha sido conseguida después de batallas y derramamientos de sangre (no olvidemos que la propia revolución castrista en Cuba empezó con una batalla por la libertad, en contra de una dictadura). Y si de democracia hablamos, cúantos son los gobiernos "demócratas" que se parapetan tras esa etiqueta, para administrar arbitrariamente y a su favor, las riquezas y la justicia del Estado...

Yayo Salva dijo...

Estupendo análisis de la situación cubana el que has hecho. Castro parece estar aquejado de lo que los cirujanos llaman una "hemorragia en sábana", que significa que las paredes del estómago sangran por todas partes. El pronóstico suele ser fatal.
No sé qué pasará en Cuba a corto plazo. Yo creo que la caída del líder carismático hará tambalear el sistema. Es lo que sucedió aquí en España tras la muerte del dictador Franco. Está, además, la presión exterior.
Mi miedo es que nuestra querida Cuba acabe de nuevo siendo la puta de los USA, como en tiempos de Batista. Y lo triste es que una buena parte de los exiliados añoran aquellos tiempos de corrupción.
Un abrazo.

Marcos dijo...

Libertad, gracias por tu comentario, estoy muy de acuerdo contigo en que si los cubanos quieren el cambio este se debe hacer. Un pueblo tiene derecho a tomar sus propias determinaciones. Espero que nada intervenga en aquello una vez que se acabe la dictadura que viven.

Eggy, me alegra que te haya gustado, y es un gusto que personas que disientan de mi opinión dejen aquí su comentario y valoren lo escrito. Será un gusto que pases seguido; siéntete siempre bienvenido (al igual que todos los que visitan este blog). Gracias por tu comentario

Jubal, lo que dices es cierto, la mayoría de los cambios históricos importantes han sido precedidos por luchas por la consecución de los derechos, por lo que se considera justo. Y claro está que la democracia no parece ser garantía de nada en la mayor parte de las ocasiones pues nunca se logra a plenitud ni para todos con igual. Siempre acaba ocurriendo que la democracia, en vez de ser el gobierno del pueblo, pasa a ser el gobierno de los que controlan la democracia.

Yayo Salva, el dato médico que entregas es muy interesante. De ese aspecto yo no sabía nada, y en verdad se trata de algo muy grave. Concuerdo con que la caída de Fidel (si muere) puede hacer tambalear el sistema, sospecho que éste puede resistir el golpe. Respecto a la presión exterior, su importancia no se puede ignorar, y puede hacer caer el sistema, pero ¿qué capacidad tendría de instaurar uno nuevo? Ojalá no vuelva Cuba a estar como con Batista, pues eso era peor que lo de ahora. Es de esperar que después de la muerte de Fidel los cubanos se puedan acercar a la democracia.

Gracias a todos por ayudarme a enriquecer mi perspectiva con sus opiniones y comentarios

eggy dijo...

Hola Marcos, simplemente agradecerte tu aporte en mi espacio y, contestando tu pregunta, pues será un honor, es más yo ya te he agregado y me temo que no te lo había consultado, pero consideré que valía la pena. Saludos y hasta cualquier momento.